Qué se sabe hasta ahora del misterio Yanina

Date:

Yanina Soledad Jerez desapareció el 26 de agosto de 2011. La última vez que se la vio con vida fue en un local de esparcimiento nocturno llamado “El Pa”, ubicado al frente de la estación de trenes de la Localidad de Maquinista Savio, partido de Escobar. Tenía 18 años y un hijo pequeño.

La familia la buscó por cielo y tierra. Se organizaron multitudinarias marchas y el Estado ofrecía una recompensa millonaria para quienes aporten datos sobre su paradero. Yanina llegó a ser la segunda mujer más buscada de la Argentina y sospechada de caer en una red de trata.

Sin embargo, doce años después, aun si saber cómo, su familia recibió la peor de las noticias: está muerta. Y aunque todo se cierne en el horizonte del misterio más absoluto, se estima que murió en noviembre del mismo año que desapareció y fue sepultada como NN en el cementerio de Florencio Varela.

Se ignora que pasó en el lapso entre que desapareció y la sepultaron. Son tres meses de oscuro y siniestro misterio. No saben en qué circunstancias murió y cómo es que ahora, un fiscal los llamó para darles la noticia.

Rosa, la mamá de Yanina, fue citada el pasado martes, sin preparación ni compañía alguna, en las instalaciones de la Fiscalía de Belén de Escobar y ahí, de golpe, fue informada de que su hija estaba muerta, y que sus restos llevaban más de once años enterrada como NN en Florencio Varela, muy lejos de su hogar. Les mostraron unas fotos de la autopsia en la morgue de Ezpeleta y le dieron una tenue explicación de los supuestos motivos de su deceso, la “infección en una pierna”. Y así, Rosa y su hijo Brian volvieron a su casa consternados.

Después del shock inicial, la familia volvió a la fiscalía al día siguiente. Entonces se enteraron de que otra fiscalía, pero de Lomas de Zamora instruyó la causa por la que Yanina fue enterrada como NN. Se trata de la UFI 5, que atiende problemáticas de violencia de género, que tiene sede en Banfield. La causa, explica Brian a Infosur, fue cerrada en el 2015.

Este jueves por la mañana la familia llamó a Lomas de Zamora donde le dieron datos, nombre y apellido, y número de la causa de Yanina. “No entendemos cómo es que, si tienen todos esos datos, la enterraron como NN, no nos cierra nada de lo que dicen. Hay contradicciones y confusión”, señala el joven a Infosur

Yanina Soledad Jerez vivía el barrio Amancay y estudiaba en la Escuela Secundaria Nº28 de la localidad. En reiteradas oportunidades su mamá no dejó lugar a dudas con respecto a su teoría: “A mi hija se la llevaron los de la trata”, sostuvo en declaraciones periodísticas durante las múltiples marchas que encabezó pidiendo por su hija.

Su madre aseguró que al momento de desaparecer llevaba una vida tranquila. “Tenía ganas de ocuparse y criar a Dilan (su hijo). Cuando desapareció tenía ocho meses, hoy ya tiene trece”, contó Florencia, prima de la joven a Infosur.

Una versión que circuló a poco de desaparecer, según publicó el Diario de Escobar, es que Yanina estaba secuestrada y celosamente vigilada en un prostíbulo de Del Viso, ubicado en la intersección de las rutas 8 y 26. “Me dijeron que le habían cambiado el color de pelo, estaba teñida de rubia y se lo tiñeron de oscuro. Pero cuando fuimos a rescatarla con sus hermanos y primos, no estaba”, relató la madre a ese medio.

Ahora todo es misterio y datos judiciales que no cierran al más mínimo sentido común. Por estas horas están organizando una marcha a Florencio Varela para que alguien les explique por qué está enterrada en el cementerio local, otro misterio para la localidad.

Compartir artículo

Suscribirte

spot_img

Popular

Te puede interesar
Relacionado

Operativo Policial en Quilmes: El éxito de la Comisaría Quinta «La Cañada»

En esta mañana de febrero, el barrio La Paz...

Lo queman con plancha caliente en un violento asalto

En una escalofriante muestra de inseguridad, cinco individuos armados...

«Vincular», una oportunidad para que Pymes de Varela puedan exportar

En un acto realizado en la sede de la...

La Capilla, tierra de nadie

En las últimas semanas, los residentes de La Capilla,...