Caos tras el vuelco de camión con vacas en Avellaneda

Date:

Un insólito suceso con tintes de película de terror rural dejó perplejos a los habitantes de Avellaneda en la mañana de este mércoles. Cerca de quince vacas murieron y varias fueron carneadas por vecinos en un acto de oportunismo tras el vuelco de un camión que transportaba ganado en el Acceso Sudeste, a la altura de Las Flores, en Wilde, Avellaneda.

El incidente ocurrió en las primeras luces del día, cuando el camión que transportaba ganado un acoplado sufrió un vuelco aparatoso, desprendiéndose el remolque y volcando sobre el terraplén de la vía de comunicación. Milagrosamente, no hubo víctimas humanas en el accidente, pero la carga viviente del camión quedó liberada en medio de la confusión.

Lo que parecía sacado de una película de caos y surrealismo rural. El ganado que logró sobrevivir al vuelco comenzó a pastorear por las calles de Villa Domínico y Wilde en Avellaneda, llegando incluso hasta Don Bosco, Quilmes. Vecinos atónitos observaban cómo las imponentes figuras de las vacas se paseaban por calles y plazas, creando un escenario que parecía haber escapado de toda lógica.

En lugar de la esperada respuesta de las autoridades y el personal de rescate, quienes debían lidiar con la situación, algunos vecinos vieron la oportunidad de oro. Sin titubear, varios individuos decidieron apropiarse de la situación, llevando a cabo la inusual tarea de carnear las vacas.

Mientras tanto, las autoridades locales y la policía se apresuraron a balizar la zona del accidente para evitar más desvíos en el tráfico y para salvar a los curiosos. Además, se desplegaron esfuerzos para retirar el acoplado volcado y para recapturar a los animales que aún se encuentran sueltos y desorientados.

Este incidente surrealista ha dejado una marca imborrable en la comunidad de Avellaneda. Más allá de la incredulidad inicial, el evento ha generado conversaciones sobre la urgente necesidad de mejorar la seguridad en el transporte de ganado y reforzar la preparación ante situaciones inusuales.

En medio del desconcierto y la conmoción, lo que se pensaba que sería un trágico incidente se ha convertido en una extraña anécdota que será recordada por mucho tiempo en las calles de Avellaneda. Por ahora, la comunidad local busca respuestas, mientras el recuerdo de vacaciones pastoreando por sus calles perdura como un testimonio de la inesperada naturaleza de la vida en una ciudad que nunca deja de sorprender.

Compartir artículo

Suscribirte

Popular

Te puede interesar
Relacionado

Defensa y Justicia clasificó para los playoff de la Copa

Defensa y Justicia logró un triunfo crucial anoche al...

Un manifestante de Berazategui perdió la visión de un ojo por la represión en CABA

Claudio Astorga, un vecino de 39 años de Berazategui...

Incendio despiadado en Allan: del robo al caos en un instante

En un suceso que estremece a Florencio Varela, un...