Florencio Varela: quedó demostrado que los “campos de la droga” existían y...

Florencio Varela: quedó demostrado que los “campos de la droga” existían y ahora saben de dónde venían las bandas

Compartir

Hace casi un año, el 31 de diciembre del 2018, un hombre nos indicaba el camino. “Por esa diagonal, dos cuadras”, nos dijo y señaló sin titubear la calle que entra por el costado de una histórica parada de colectivos sobre la Ruta 53. En el barrio Paraná todos conocían y conocer el cruce de las calles 1323 y 1316.

Los pastos altos, unos postes que imaginaban una cancha de fútbol. Allí, hacía sólo unas horas, un policía, el subteniente Arnaldo Andrés López fue herido de dos balazos en el pecho durante un tiroteo. Aunque, al principio se sospecho de un hecho de robo, el propio vecindario alertó a Infosur sobre el verdadero motivo. Un enfrentamiento armado con una bandita que tiene a los saltos a la humilde barriada y que es conocida como “Los Peruanos”.

Una semana después murió por las heridas. El Ministerio de Seguridad de Cristian Ritondo emitió un comunicado y señaló que fue baleado durante una ocupación del predio. Para los vecinos fue lisa y llanamente una mentira.
y el tiempo nos dio la razón.

Ese día, comenzaba a conocerse, a través de este medio el modus operandi de bandas narcos. Para muchos parecía una novela, sin embargo, doce meses después de la primera publicación, un operativo policial terminó dando cuenta de que formaba parte de una triste verdad.

Los allanamientos encabezados por personal de La Delegación Departamental de Investigaciones del Tráfico de Drogas Ilícitas y Crimen Organizado Quilmes, a las órdenes del Comisario Inspector Francisco Centurión, y ante la investigación por ante la fiscal de Instrucción 20 a cargo de la Dra Clarissa Antonini permitió determinar que una banda que estaban arraigados en domicilios cercano al batallón Viejo Bueno, en villa LA IAPI, domicilios muy humildes y habitado por personas jóvenes de nacionalidad paraguaya, que se dedican al fraccionamiento de la sustancias prohibidas, para luego otra parte de la organización llevaban estás sustancias lista para la venta a campos abiertos en Florencio Varela, lugares estos dónde consumidores de la sustancia en horarios preestablecido de la tarde se generaba un corredor comercial de la venta de droga.

El campo de la droga en el barrio Paraná, la banda de “Los Peruanos” y el tiroteo con la policía

Guerra narco en Pico de Oro: a los tiros en otro campo de la droga

Secreto de un crimen narco

Compartir

No hay comentarios