Connect with us

Florencio Varela

Edesur: en Varela el 80 por ciento de los postes son de madera y están podridos en la base

Fue un caluroso enero del 2014. Antonio Jerez Agudo, entonces Gerente General de Edesur, entró al despacho del intendente municipal de Florencio Varela. Julio Pereyra, visiblemente molesto, lo recibió con los diarios locales en la mesa. Uno de ellos era Infosur y tenía un título elocuente: “Se pudrió todo”. Se refería a los postes caídos de la empresa de energía eléctrica. Cuando salió, el empresario de origen español, tenía bajo sus brazos el ejemplar. No le había gustado el titular.

Unos días antes, en diciembre del 2013, Florencio Varela y alrededores habían padecido un tremendo temporal que socavó la endeble estructura del tendido eléctrico y dejó por largos días sin servicio a amplios sectores de la población varelense. Un pormenorizado informe del Ente Nacional Regulador de la Energía había brindado por esos días los datos para lo que fue la crónica de este medio. Casi el 70 por ciento de los postes del tendido eléctrico estaban podridos en su base y por eso no resistieron la tormenta.

Agudo, que después dejó la gerencia de Edesur y volvió a su país, dejó ese día varias promesas que hasta ahora cayeron en saco roto.

Una primera fue resolver el tendido y argumentó que con el Estado nacional se venía “articulando” un trabajo para mejorar la infraestructura. En realidad, el único trabajo que se realizó en el tendido eléctrico desde entonces estuvo a cargo del Ministerio de Infraestructura que conducía Julio De Vido y fueron algunas cuadras del barrio San Francisco. Allí, hasta donde sabemos, la empresa no puso un centavo.

Pero hubo otra promesa que se vino repitiendo a lo largo de estos años que parecen un cuento chino: la base operativa para las cuadrillas de Edesur que hoy siguen estando en Quilmes.

Fue al mismo Agudo que Julio Pereyra le reclamó aquella base teniendo en cuenta las complicaciones y demoras que genera el envío diario de cuadrillas desde el municipio vecino de Quilmes para la reparación de inconvenientes en este distrito. No había sido la primera vez ni fue la última.

Con el aumento de tarifas y algunos “perdones” millonarios con el gobierno de Mauricio Macri se anunció con bombos y platillos que por fin esa base operativa tendría lugar fijado para Florencio Varela y sería el ex frigorífico El Látigo. Nunca se concretó.

SIN POSTES
Técnicamente en los reportes aparece como “postación obsoleta”. En realidad, dicho en criollo, se trata de postes de madera podridos en su base. El dato es revelador: el 80 por ciento tiene en promedio una antigüedad de 20 años. Sólo se cambian ante un desastre climático. Así de mal están.

La otra gran promesa incumplida en la subestación Novak que podría alimentar la tensión de varias barriadas varelenses. Sin embargo, sólo funcionan dos módulos de los ocho que podrían estar activados y el edificio no cuenta con los planos correspondientes. Bien se puede decir que está olvidado.

La sucesión de los cortes de luz en las barriadas del conurbano y el malestar generalizado de la población puso en alerta a los intendentes, entre ellos Andrés Watson, que también comenzaron una acusación sobre la calidad del servicio y escaló al punto de que algunos referentes oficialistas comenzaron a pedir que se le quite la concesión.

Edesur presta el servicio de distribución en 12 municipios del sur del conurbano bonaerense

. En 11 de esos partidos, los intendentes iniciaron los reclamos por la calidad del suministro. Ellos son: Mayra Mendoza (Quilmes), Martín Insaurralde (Lomas de Zamora), Fernando Gray (Esteban Echeverría), Andrés Watson (Florencio Varela), Mariano Cascallares (Almirante Brown), Jorge Ferraresi (Avellaneda), Néstor Grindetti (Lanús), Marisa Fassi (Cañuelas), Juan José Mussi (Berazategui), Blanca Cantero (Presidente Perón) y Nicolás Mantegazza (San Vicente).

Hace una semana, el gobernador Axel Kicillof llamó por teléfono a Nicola Melchiotti, country manager del Grupo Enel, dueña de Edesur, para preguntarle cómo estaba el servicio eléctrico. Lo hizo luego de que esa misma mañana Kicillof dijera en Twitter que acompañaba “el reclamo ante los reiterados cortes de servicio en los municipios”, acompañado del tuit de cuatro días antes de Insaurralde, en el cual decía: “Estamos cansados de la falta de respeto de Edesur a nuestros vecinos”.

La Defensoría del Pueblo de la Provincia, presidida por Guido Lorenzino, presentó de manera oficial el pedido para que le quiten la concesión a Edesur

“luego de la cantidad de reclamos que recibió por los cortes del servicio y por considerar que se agotaron todas las instancias para que la empresa se comprometa a realizar las inversiones que nunca hizo”.

El reclamo de los referentes oficialistas tomó fuerza luego de que hace dos semanas el Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) emitiera un comunicado acerca de un informe que realizó. Allí aconseja al Ministerio de Desarrollo Productivo considerar nula la Revisión Tarifaria Integral (RTI) aplicada durante el gobierno de Cambiemos.

El interventor del ente hasta fin de año, Federico Basualdo señala que “en el informe se evidencia que las tarifas resultantes de la RTI no fueron ni justas, ni razonables, ni transparentes, tanto desde el punto de vista de los ingresos reconocidos a las distribuidoras, como del proceso de aplicación de las mismas”.

Tendencia

Copyright © 2020 InfoSur Diario. Estamos cerca, informamos mejor.
Aviso Legal | Propietario: SURMEDIOS S.A Redacción y administración: Pedro Bourel 2591 Dto. 5, Florencio Varela, Provincia de Buenos Aires (1888)
Director: José D. Cáceres Teléfono: (+54 11) 2093 7927 | diarioinfosur@gmail.com