Comprar en Internet: cómo proteger nuestros datos durante el CyberMonday

Comprar en Internet: cómo proteger nuestros datos durante el CyberMonday

Compartir

Los grandes eventos comerciales como CyberMonday o HotSale atraen a millones de personas gracias a sus precios bajos, sus promociones, descuentos y beneficios para pagar con tarjeta. Todo desde la comodidad de tu hogar. Pero también debemos tener precauciones con nuestros datos al momento de navegar por internet. Por eso hoy te recomendamos los mejores tips para navegar seguro y comprar sin problemas.

Cybermonday: precauciones en la web

La primera recomendación puede resultar un tanto obvia para algunos pero nunca está de más decirlo: hay que hacer las compras en la página web oficial del evento de e-commerce en cuestión, ya sea CyberMonday u HotSale. Esto nos asegura la legitimidad de la oferta y la seguridad durante la transacción, así como nos cubre de posibles problemas en el futuro.

Además, los expertos recomiendan que en toda compra online verifiquemos que la URL de la web desde la cual compramos comience con HTTPS. Para mayor seguridad, podemos chequear la validez del certificado de seguridad de la web en cuestión con solo cliquear en el candado de la barra de direcciones del navegador. ¿Qué significa todo esto? Que el sitio cuida nuestros datos cifrándolos y encriptándolos para evitar que un tercero intercepte la información volcada allí.

Hay que tener mucho cuidado con los links que uno visita. Durante la fecha de estos eventos de e-commerce es muy común recibir mails con promociones o ver ventanas pop-ups promocionando el evento en los diferentes sitios que visitamos habitualmente. Es recomendable no ingresar datos de nuestras tarjetas en este tipo de páginas. Como comentábamos anteriormente: las compras se hacen solamente en la web oficial del evento. Mails falsos y pop-ups que a la vista parecen legítimos suelen ser los blancos favoritos para el phishing (suplantación de identidad). Hay que evitar por todos los medios posibles ingresar en esos links que parecen fiables. Una forma fácil de identificar estos sitios falsos es verificar el dominio: si antes del .com, .net o .ar hay un dominio diferente al ingresado, es una web falsa y, por lo tanto, phishing.

Para reducir las posibilidades de intervención no deseada de terceros es altamente recomendable utilizar redes privadas (hogareñas) y evitar a toda costa las redes públicas de Wi-Fi. Las redes públicas suelen estar muy desprotegidas y benefician ampliamente a los criminales a la hora de interceptar datos de tarjetas, información personal o contraseñas bancarias. De la misma manera, es importante tener actualizado el sistema operativo del dispositivo en el que vayamos a realizar la transacción (computadoras, tablets, celulares, etc.). Siempre ayuda tener los últimos parches de seguridad instalados antes de surfear por las ofertas. Además, nunca viene mal contar con una capa extra de seguridad en nuestros dispositivos, ya sea antivirus, firewalls o antispyware.

Por último, pero no por eso menos importante, se recomienda llevar un registro detallado de las compras online que hayas realizado durante el evento. Esto incluye todos los datos obtenidos durante la transacción que garanticen la seguridad del producto adquirido: tipo de producto, características, nombre de la empresa vendedora, locación de la empresa, número de pago y compra, condiciones de compra, etc. Hay que verificar por completo si la transacción acorde a lo publicitado, especialmente si el medio y las facilidades de pago corresponden con la publicación del sitio. ¡Guardar siempre la factura!

Si utilizas diferentes tarjetas para comprar en estos eventos, también es importante que realices un seguimiento pormenorizado de los gastos hechos con cada tarjeta. Revisa tu cuenta bancaria con frecuencia para estar al tanto de todos los movimientos u operaciones antes y después del evento, para evitar sorpresas en el resumen de cuentas de los siguientes meses. Ocurre que muchos datos robados recién son utilizados meses más tarde para evitar sospechas. También sucede que las compras que se efectúan con datos robados suelen ser por montos bajos para que la víctima no lo note fácilmente. Algunos bancos cuentan con apps para tu celular que te permiten configurar alarmas o notificaciones.

 

Compartir

No hay comentarios