Comenzó el juicio por el asesinato de Blanca Troncoso

Comenzó el juicio por el asesinato de Blanca Troncoso

Compartir

“Nunca imaginé que le harían eso a mi vieja. No tienen perdón, lo que le hicieron y cómo la lastimaron a ella no tiene perdón de Dios. Espero que se haga justicia “ con el crudo relato de Ricardo Beron ,comenzó el juicio por el asesinato de la abuela Blanca Troncoso, ocurrido hace 5 años y cinco días en el barrio Lomas de Monteverde de Florencio Varela.

En el debate que se ventila en el TOC 2 de Tribunales de Quilmes se encuentran imputados en el crimen tres vecinos de la víctima; dos sobrinos políticos Walter y Lucas Ávalos y otro joven llamado Matías Solís. Hoy desde las 11 continuarán la exposición de testigos.

Con la declaración de cinco testigos presentados por el Ministerio Público Fiscal, se desarrolló la primera jornada de exposiciones en el juicio que preside el Tribunal N 2 integrado por los magistrados Pereyra, Roumieu y Celecia, donde se indaga a los presuntos autores del asesinato de la jubilada Blanca Troncoso que fuera encontrada en la noche del 16 de marzo del 2014, sin vida en su vivienda de la calle Misiones al 1600 de Varela.

En el banquillo de los acusados se encuentran los vecinos de la víctima: Walter y Lucas Ávalos, sobrino políticos de Troncoso y un amigo de estos Matias Solis.

El primero en declarar fue Ricardo Beron, hijo de Blanca , quieren al ser alertado por un llamado que aseveraba que en la casa de su madre se había producido un robo; llegó al lugar y junto a la policia vio el cuerpo sin vida y con signos de “extrema “ violencia de Blanca, una jubilada de 67 años.

“ Me llamaron diciendo que habían entrado a robar a lo de mi mamá. Llegué entre las 20 y 21 de ese domingo. Habían vecinos y luego llegó el patrullero, con ellos entramos y la puerta no estaba forzada.

Ya en la casa me dijeron que entre y vi sus pies… lo que sucedió después fue algo que uno no se imagina ni en las películas. Nunca imaginé que alguien le harían eso a mi vieja…Estaba toda golpeada,
lo que le hicieron a ella no tiene perdón de Dios . Solo pido que se haga justicia” expresó en un manto entrelazado entre bronca y sentimientos Beron.

Por pedido de la fiscalía también declararon un joven de nombre Jonathan quien según la investigación habría escuchado a uno de los imputados aseverar que participó en el homicido de la abuela Blanca, pero ante la requisitoria del fiscal Videla aseveró que “ ponían las manos en el fuego por sus amigos ( los hermanos Ávalos y Solis)” de que no tenían nada que ver con el crimen y dio a entender la presencia de un apriete por parte de un vecino de apellido Caramelli para sindicar a los tres jóvenes.

Compartir

No hay comentarios